Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2014

Permanencia voluntaria

Conocí a Cris en primero de primaria. Desde los cinco años y medio se convirtió en una presencia constante en mi vida, para bien o no tan bien. Compartíamos junto con sus vecinos el camino a la escuela, nos contábamos secretos y cuentos de espantos. En la secundaria se convirtió en algo así como mi mejor amiga, claro, de esas mejores amigas que hablan mal a tus espaldas, te ponen a prueba o te dicen qué hacer. Su energía me abrumaba y me inspiraba al mismo tiempo. Fue para mí fuente de compañía y desengaño, no sólo por su manera de ser sino porque a través de ella me descubría a mí misma. Luego el destino nos llevó por distintos lares, pero siempre hubo algún correo esporádico o una conversación de Messenger para ponernos al día, a pesar de que, pensándolo bien, nuestras casas paternas se encuentran a escasas 4 cuadras de distancia.
Volví a verla en 2011, cuando supe que había estado delicada. Platicamos largamente, me invitó a una fiesta, nada la detenía. Un medicamento fuerte en do…

Intraducibles

Soy afortunada, he experimentado aware. Mañana aplicaré el gokotta. Deseo que la iktsuarpok no dure mucho tiempo más. ¿A quién no le ha sucedido el Mamihkapinatapei? Hanyauku, una delicia. Age-otori me pasó hace 4 años, lo bueno es que siempre crece. El won me atormenta las más de las veces pero también me ayuda a seguir viviendo.
http://m.pijamasurf.com/2014/05/grafica-de-lo-intraducible-30-palabras-raras-explicadas-con-imagenes/

Mi mamá

Tiene los ojos almendrados, la piel blanca y el cabello castaño. Siempre fue alta y llenita. Recuerdo que era muy tímida, pero luego de estudiar la licenciatura en seis veranos, se volvió elocuente y desenvuelta. Tiene una habilidad manual impresionante: lo mismo cose abrigos que vestidos para bebés, borda, lava una montaña de trastes o es capaz de guisar (muy rico) en tiempo récord, improvisa mamparas, arreglos florales, y hasta compone televisiones porque estudió electrónica en la prepa. Se casó el día que cumplía 20 y no ha querido a otro hombre más que a ése que tantos sobresaltos le ha dado. Le gustan la música antigua, la literatura y los zapatos de tacón delgado y correa alta. Heredé su voz y su locura ocasional. Me enseñó a lavar bien mi ropa, a no depender de nadie, a no tener deudas, a ser amable con todos y sobre todo, puso en mis labios la invocación a Dios, a cada paso, en todo momento,sembró la fe que crece en mí.
Puedo decir que es éste el primer 10 de mayo que saboreo…

Horas de vuelo

Tenía una hora libre y no quería estar en la cafetería. Hacía calor, las sillas blancas de plástico a la una de la tarde en un espacio abierto no me resultaron tan cómodas cuando llegó a instalarse por ahí también el grupo con el que me tocaba la siguiente clase. Ya bastante tenemos con vernos todos los que somos (57 contándome) durante 50 largos minutos antes de que suene el timbre de salida. Llegaron a posarse ahí como pajaritos en arboleda a las 6 de la tarde. Entonces me levanté graciosamente y me dirigí a la biblioteca que más bien funge como sala de medios. Los libros que rescaté de una gaveta abandonada y llevé a entregar desde antes de salir de vacaciones seguían ahí, en desorden, esperando que alguien los mire con cariño.

Fingí estar muy concentrada buscando un título interesante, porque no tenía ganas de platicar con un par de personajes que rondaban por ahí. A veces sencillamente uno no tiene nada qué decir ¿o me estaré amargando más de lo admisible? Como sea, empecé a form…